Calculadoras online | calcular.IO

Calcular base reguladora

Calculadora Base Reguladora

Situaciones adversas se pueden dar en la vida de un trabajador y que compliquen la situación laboral o el haber alcanzado la edad requerida para la jubilación, son razones válidas para recibir un ingreso en forma de pensión. Se trata del derecho que se merece todo trabajador que haya cotizado el mínimo de tiempo exigido por la Seguridad Social.

Ahora bien, la compensación económica percibida no es la misma en todos los casos. Por ello, si quieres saber que cantidad te corresponde, es importante que sepas en qué consiste la base reguladora y cómo se calcula. Te lo explicaremos a continuación.

También puedes emplear nuestra calculadora de base reguladora. Con ella podrás conocer con exactitud la cantidad a percibir.

Calculadora de la base reguladora para el paro o ERTE


¿Qué es la base reguladora?

Se trata del índice o baremo utilizado como factor determinante a la hora de calcular la cantidad de prestaciones que obtendrá el trabajador de forma temporal, permanente o por jubilación, y es establecida en función a las bases de cotización que haya recibido el trabajador por un espacio de tiempo específico.

Cabe señalar que la base de cotización se refiere a la remuneración mensual en cantidad bruta a la se aplican los porcentajes pertinentes al calcular las cuotas de la Seguridad Social.

De modo que para realizar el cálculo, es preciso que el trabajador haya contribuido al sistema. Así que mientras más haya cotizado mayor será la base reguladora y por ende, mayor será la prestación a recibir.

No obstante, hay que aclarar que el cálculo de la base reguladora varía de acuerdo a la contingencia, pues las normas difieren en cada caso. Por tal razón explicaremos cómo se calcula la base reguladora cuando es por jubilación, incapacidad e incluso en caso de ERTE por COVID-19.

Cálculo General de la Base Reguladora

El cálculo es muy sencillo, solo debemos dividir la cantidad de la base de cotización del trabajador entre los días laborales. Por tanto, si el sueldo es mensual se divide entre 30; pero si el sueldo es diario se dividirá entre la cantidad de días que tenga el mes en cuestión.

Ahora bien, es importante tener en cuenta los siguientes factores al realizar el cálculo:

  • Más de un empleo; Si el trabajador tiene más de un empleo, se deben tomar en cuenta todas las nóminas recibidas, debidamente delimitadas por los topes máximos que estén en vigencia.

  • Tiempo parcial; En este caso se deben sumar todas las bases de cotización a tiempo parcial a un máximo de tres meses previos a la solicitud y esta cantidad será dividida entre los días del periodo de cotización.

  • Tipos de contratos; Cuando el contrato es por formación, la base reguladora implicará la base mínima de cotización según el régimen general. Y de ser el caso un profesional investigador en formación, entonces la base reguladora será la mínima correspondiente al grupo número 1 establecido por el régimen general de la seguridad Social.

  • Sector agro por cuenta ajena; Para este particular, la ley establece que la base reguladora no debe exceder el promedio mensual de la base de cotización calculada en función a los días trabajados durante los 12 meses previos a la solicitud.

  • Artistas y taurinos; Aquellos que trabajen en estos sectores se realizará la división del total anual cotizado entre 365 días. Sin embargo, si el trabajador no llega a tal periodo, entonces se hará el cálculo en base al promedio diario del tiempo cotizado hasta la fecha.

  • Trabajadores del hogar; La base de cotización que corresponde a los 30 días del mes anterior se dividirá entre 30.

Cálculo de la Base Reguladora en caso de Jubilación

El cálculo de prestación económica para un trabajador que ha llegado a la etapa de jubilación se debe realizar tomando en cuenta las bases de cotización correspondientes a los años anteriores a la jubilación.

Una vez sumadas estas bases de cotización se procede a dividir entre 224, lo que genera como resultado la base reguladora.

Seguidamente, a este resultado se le aplica una serie de ajustes con relación a los años cotizados. Por ejemplo, 15 años de cotización permiten un cobro de hasta 50% de la base reguladora, mientras que 35 años y medio de cotización otorgan el derecho de percibir el 100% de la base reguladora.

Por otra parte, el trabajador que se jubila antes de alcanzar la edad legal, obtendrá una reducción de la base reguladora dependiendo de la cantidad de tiempo que se esté anticipando la jubilación.

Lo contrario ocurre si el trabajador decide retrasar su jubilación, haciendo que la base reguladora sea incrementada tomando en cuenta la cantidad de tiempo que se ha retrasado la jubilación.

Nuestra calculadora de base reguladora toma en cuenta todos estos factores a fin de ofrecerte un cálculo exacto.

Cálculo de la Base Reguladora para Incapacidad temporal

Como ya hemos mencionado la base reguladora se obtiene al dividir la base de cotización del mes previo a la solicitud entre 30 si el sueldo es mensual o 28,29,30,31 si es sueldo diario dependiendo de la cantidad de días que tenga el mes.

Luego de realizar esta división, se calcula un porcentaje establecido por la Seguridad Social con relación al incidente. Es decir, el trabajador no cobra el 100% de la base reguladora, más bien lo siguiente:

En caso de padecimiento de enfermedad común o accidente fuera del trabajo, se cobrará:

  • 60% de la base reguladora tomando en cuenta desde el día 4 hasta el 20.
  • 75% de la base reguladora iniciando desde el día 21 en adelante.

Si es en caso de accidente laboral o enfermedad originada por el trabajo, sería el 75% de la base reguladora comenzando desde el día en que se ha estipulado el derecho a cobro al trabajador.

Cálculo de la Base Reguladora ERTE

Si bien la base reguladora se emplea para muchos incidentes, en el caso de ERTE (Expediente de Regulación Temporal de Empleo) aplicado a razón de la crisis sanitaria originada por el coronavirus, tiene sus propias particularidades.

Por ejemplo, en conformidad con la guía de trabajo, la base de cotización debe ser establecida como el promedio de las bases de los seis meses de ocupación previos, las cuales han sido cotizadas por contingencias comunes, enfermedades profesionales y accidentes laborales anteriores a la actual situación de desempleo o, en el momento en que finalizó la obligación legal de cotizar.

Ahora bien, la obligación de la empresa de realizar su aportación a la Seguridad Social sigue siendo la misma que en otros casos, indiferentemente de si se trata de una reducción de jornada laboral o una suspensión temporal de empleo.

Por lo tanto, si una empresa obtiene aprobación de un ERTE, el ingreso mensual que obtendrán los trabajadores en situación legal de desempleo será del 70% de la base reguladora; por supuesto, considerando la cotización durante los 180 días previos al despido, sin incluir las cotizaciones por horas extras. Luego de pasar al día 181 el porcentaje se reduce al 50%.

El cálculo se realiza de la siguiente manera; primero se deben sumar las cotizaciones de los últimos seis meses y después dividirlo entre seis. Luego a esta base reguladora se le aplica el porcentaje correspondiente y para conocer la base reguladora diaria se divide entre 180.

Cabe destacar que si la baja se debe a contagio o aislamiento por causa del COVID-19, esta se considerará como accidente profesional. De modo que se calcula la base reguladora aplicando un 75%. Este importe es el que recibirá el trabajador mientras esté de baja médica y lo cobrará hasta su curación y reingreso al trabajo.